Mostrando entradas con la etiqueta Comida. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Comida. Mostrar todas las entradas

8/6/2012

Bon-o-bon cookies con chispas de chocolate

El último fin de semana largo, además de celebrar la fecha patria con mi familia, me reuní con amigas para celebrar nuestra amistad. Porque sí, a la amistad hay que celebrarla y nutrirla, con reuniones, con conversaciones y, ¿por qué no?, con cosas ricas para el almuerzo y la hora del té.

Cada vez que nos juntamos con  las chicas, cada una lleva algo que la caracteriza, alguna especialidad. Y lo que me caracteriza a mí son los dulces, así que me puse a buscar una linda recetita, rica, fácil y rápida (para el ama de casa moderna, ¿vio, señora?, que siempre está corriendo). 

Fue así que en una de mis webs de cabecera a la hora de hacer cosas dulces encontré esta receta para cookies. La original se hacía con Nutella, pero como no conseguí en mi supermercado amigo y me dio vagancia para recorrer otros, la hice con lo que tenía a mano, que era la pasta de Bon-o-bon, y el resultado fue óptimo. De paso, ya que estaba, lo puse a picar chocolate al Samurai y le agregué chispas de chocolate, solamente porque para mí todo debe tener un poco de chocolate jajaja


Aquí están, estas son.

Les paso la receta, que se zarpa de fácil:
  • 1 huevo grande (o 2 si son muy chiquitos)
  • 100 gramos de azúcar
  • 140 gramos de harina 0000
  • 1 pote de pasta Bon-o-bon
  • un chorrito de esencia de vainilla
  • chocolate picado, cantidad necesaria (o a gusto)

Primero precalientan el horno a 175°/180°. 
Mientras el horno hace lo suyo, mezclan el azúcar con el huevo hasta formar una cremita y luego agregan la harina. Se va a formar un masacote cuando lo revuelvan, mézclenlo lo más que puedan y después le agregan la esencia de vainilla y la pasta de Bon-o-bon. Acá es donde van a sacar músculos mientras revuelven, porque hay que integrarlo lo más que puedan. Le agregan los chips de chocolate, revuelven un poco más (pueden usar las manos si no les molesta enchastrarse) y listo. 

A continuación, forman bolitas con la masa, las ponen sobre una placa con rocío vegetal o papel manteca, y aplastan las bolitas hasta que tengan un grosor que les guste. Recuerden dejar suficiente espacio entre bolita y bolita porque al aplastarlas y luego al cocinarlas la masa se expande. El grosor de cada galleta varía según su gusto: cuanto más finita, más crocante y seca; las más gorditas tienen una contextura como gomosa que a mi me encanta.

Por último las meten en el horno durante unos 10 minutos (la receta original decía 7-8 minutos, pero las mías tardaron más); las sacan cuando tengan un colorcito doradito y voilà!! ya están listas. Déjenlas enfriar en la misma placa o bien pruébenlas calentitas... ¡son deliciosas de cualquier forma! Pueden comerlas solas o acompañadas de helado. 

¡Espero que las hagan y les salgan estupendas!

3/10/2011

Blogger Invitado: Torta galesa y té en Gaiman (Chubut)



Hace poco menos de un mes nos fuimos de vacaciones con il Samurai a Puerto Madryn. Obviamente, además de ver las ballenas en todas y cada una de las excursiones que pudimos hacer, aprovechamos también para hacer un poco de turismo gastronómico y visitamos Gaiman, una de las “colonias” galesas del Chubut, para ir a tomar el té.

Gaiman es un pueblito pequeño, con cerca de 4000 habitantes, que fue fundado en 1874 por inmigrantes galeses que habían venido al país en busca de la independencia cultural y religiosa que no podían tener en el Reino Unido. Recorrer hoy Gaiman es ver un poco de aquella travesía ardua que emprendieron los “colonos”, quienes debieron enfrentarse a un territorio desconocido, increíblemente árido y poco acogedor, que ellos supieron transformar, gracias a un sistema de canales de riego, en un verde valle donde actualmente proliferan los cultivos frutales (especialmente, frutos rojos). Contrario a lo que se pudiera creer, Gaiman es un nombre de origen tehuelche, no galés, y significa “punta de piedra”.

La experiencia del té en sí misma no sería nada del otro mundo si no fuera por toooooodo lo que te sirven en esa bandeja, además de que las casas de té son muy hermosas y cada una tiene lo suyo. Nosotros fuimos a Ty Te Caerdydd, que es la casa de té que visitó Lady Di cuando vino en visita oficial:

IMG_3219IMG_3228IMG_3229IMG_3230

¿Vieron lo que era esa mesa? Había pan casero con manteca, dos tipos de mermelada casera (peras y ciruelas) y diversidad de tortas (lemon pie, selva negra, torta de manzana…) entre las cuales estaba la famosa torta negra o torta galesa (cuyo nombre en galés es “bara brith”: traducción literal de las palabras del galés: bara: pan, brith: manchado, o mejor, moteado).

Esta tortita tiene su historia: resulta que fue una creación local, ya que los inmigrantes necesitaban un buen alimento, de fácil conservación y larga durabilidad. Con las escasas materias primas que ofrecía la Argentina, los pioneros crearon esta receta que llegó hasta la actualidad como el producto más típico de la región. Obviamente, como todo lo que pasa de boca en boca y de familia en familia, la receta de la torta galesa tiene muchas versiones, esta que yo les brindo es una de tantas y espero que les guste:


INGREDIENTES

  • 1 kilo de harina leudante
  • 250 gramos de fruta abrillantada
  • 250 gramos de pasas de uva sin semillas
  • 125 gramos de pasas de ciruelas sin carozo
  • 125 gramos de higos negros tiernos
  • 250 gramos de nueces
  • 400 gramos de manteca
  • 1 taza de azúcar negra
  • 1 taza de azúcar blanca quemada (caramelo)
  • 4 huevos
  • 1 pizca de nuez moscada rallada
  • 1 pizca de clavo de olor
  • 1 cucharadita de canela
  • Cognac o ron - Esencia de vainilla
PREPARACIÓN 

Macerar en cognac o ron las pasas de uva durante 24 horas. Batir la manteca con el azúcar negra, agregar los huevos, mezclar bien e incorporar la fruta, la nuez moscada, el clavo de olor, la canela y la esencia. Agregar la harina y unir todo con el caramelo. Volcar en un molde enmantecado y enharinado, y colocar en horno moderado durante una hora y media.

1

En lo personal, todavía no probé de hacerla, pero igual les comparto este hallazgo por si la quieren probar. De más está decirles que esta torta aguanta bastante, así que pueden ir saboreándola lentamente y con tranquilidad porque no se va a poner fea como cualquier otra torta. Para que se conserve, lo ideal es mantenerla en un lugar fresco, seco y oscuro; no guardarla en heladera, sino en un recipiente plástico tipo Tupper bien cerrado.
Para finalizar, les cuento un dato anecdótico: resulta que esta torta coronaba la torta de bodas; el día de la fiesta se reservaba ese primer piso, se lo envolvía cuidadosamente y se lo guardaba en una lata. La pareja debía comer un trozo todos los meses, durante el primer año, como un símbolo de la superación de las dificultades que fueran apareciendo.

IMG_3201
Jijiji sí, esa soy yo, en la entrada de la casa de té ^^


¿Ustedes ya probaron la torta galesa? ¿Suelen hacer turismo gastronómico? ¿Tienen algún lugar para recomendar?


5/9/2011

Blogger Invitado: Cupcakes caseritos



Descubrí que podía cocinar después de casarme. Es decir, más precisamente, una semana después de casarme, cuando volvimos de la luna de miel. El puré ese que hice para acompañar los primeros patis en el departamento “de casados” era terriblemente feo. Seco, grumoso. Pero il Samurai (mi marido) se lo comió sin chistar y hasta dijo que estaba bueno.

Déjenme explicarles: vengo de una familia de italianos donde tanto mi nonna como mi mamá cocinan como los dioses. Y lo que yo quería, ellas me hacían. Fue así que pasé 26 años de mi vida siendo la niña mimada, sin más necesidad que verbalizar lo que quería comer. Sin más experimentos culinarios que hervir un huevo duro.

No obstante esta situación, resulta que a las pocas semanas de haberme convertido en “señora” me di cuenta de que la comida que yo iba haciendo estaba buena. Se parecía a la de mi mamá. No sé si fueron los genes o la buena predisposición que siento hacia la comida o la cocina en general, la cuestión es que fui (sigo) mejorando y descubrí una nueva pasión: la pastelería. Eso sí: el puré sigue saliéndome medio desastroso xD

Imagen

Quienes me conocen o han pasado por mi blog, saben que me gusta probar nuevas recetas y/o experimentar con recetas que ya conozco (pecado capital en la pastelería, ya que es casi una ciencia exacta). También me gusta documentar mis incursiones pasteleras sacando fotos. Por eso, a modo de presentación como blogger invitada, les voy a contar un poco sobre los cupcakes y les voy a pasar una receta superfácil para que se chupen los deditos con el mate (o el té, o el café…)

En primer lugar les cuento que los cupcakes como tales se hicieron famosos gracias a la serie Sex & The City, en la que Carrie y sus amigas los devoraban en la tienda Magnolia Bakery (aunque siempre me pareció una paradoja, dado lo delgadas que son las 4). Son el ícono de la repostería estadounidense y sobre su origen se cuentan dos versiones diferentes. 
En una se dice que los cupcakes surgen en 1828 cuando se cambia la forma de pesar los ingredientes y se empieza a medir en tazas (cups). En la otra versión se dice que el nombre viene de la costumbre que había de hornear los pasteles (cakes) en las tazas (cups) de té. Sea cual sea su verdadero origen, lo cierto es que ahora están MUY de moda y hay emprendimientos por doquier que tratan de meternos los cupcakes hasta por los ojos.

Como aparte de moderna (?) también soy un ama de casa que cuida el manguito, aprendí a hacerlos por mí misma para agasajarme y agasajar a mis invitados cuando vienen a casa a tomar el té o simplemente a visitar. Para hacer los cupcakes primero vamos a tener que hornear los muffins, que no son otra cosa que las “magdalenas” de toda la vida, pero un poco más grandes.

Esta es mi receta de batalla para los muffins (también pueden usar cualquier receta de bizcochuelo que les guste y les salga bien, incluso una cajita tipo Exquisita, porque a fin de cuentas estos son pequeños bizcochuelitos individuales):
  • Manteca derretida, 75 gramos
  • Huevos, 3
  • Harina, 350 gramos (yo uso harina 0000 y luego le agrego un poco extra de harina leudante para espesar, al final)
  • Leche, 200 cm cúbicos
  • Azúcar, 250 gramos
  • Polvo para hornear, tipo Royal, 2 cucharaditas
  • Esencia de vainilla/rayadura de algún cítrico/jugo de limón, a gusto (ustedes eligen cuál)
La preparación es muy simple: mezclan todos los sólidos en un bowl, luego le van agregando los líquidos y baten bien hasta que no quedan grumos. La masa no debe quedar ni muy líquida ni muy espesa. Luego, toman pirotines para muffins y los llenan hasta aproximadamente 3/4 de su contenido. Llevan a horno precalentado a unos 180° durante alrededor de 15 minutos (o cuando al pincharlos el cuchillo salga limpio) y listo.

Ahora bien, esta receta se puede modificar con lo que ustedes quieran, por ejemplo pueden ponerles dulce de leche, o bien pedacitos de Mantecol o de Oreo en el fondo:

IMG_2408IMG_2312

Cocinados, quedan así:

IMG_2409IMG_2410

Estos muffins que ven acá los hice para el cumpleaños de mi hermano, así que los pirotines tienen un diseño “masculino” para la ocasión:

IMG_2406IMG_2407

Pueden encontrar pirotines con el diseño que quieran: puntitos, dibujitos, colores brillantes, colores pasteles, lisos, ¡de todo!

Para la decoración, el “copetito” que transforma los muffins en cupcakes, podemos usar chocolate cobertura, dulce de leche, ganache de chocolate, glasé, crema de manteca (buttercream)… lo que les guste.
Yo por lo general uso cobertura de chocolate Águila (esa que viene en paquetes tipo mangas) o sino glasé real (que se hace batiendo 1 clara de huevo con 250 gramos de azúcar impalpable y unas gotas de jugo de limón). El buttercream también está bueno pero ojo porque es bastante dulce, calórico y además se derrite a temperatura ambiente. Para hacerlo hay que mezclar 150 gramos de manteca pomada con 250 gramos de azúcar impalpable, 2 cucharadas de leche y esencia de vainilla. Lo bueno que tienen tanto el glasé como el buttercream es que a) se pueden aplicar con espátula, cuchara o manga (no hay que ser experto repostero para decorar) y b) se pueden teñir con cualquier colorante para comidas (así que hay mucho espacio para jugar con la imaginación).

¿Quieren ver cómo quedaron los cupcakes del cumpleaños de mi hermano?:

IMG_2413IMG_2414IMG_2445IMG_2507

Espero que les haya gustado el post y se animen a hacer sus propios cupcakes. Es fácil, divertido y ¡muy rico!

Gracias Dimitri por invitarme a postear en tu blog. ¡Nos leemos!

______________________________________________
Bella
Le gusta leer y ver películas, escuchar música y escribir; las muñecas Blythe y todo lo que a ellas concierne; es traductora y correctora, de alma y profesión. Adora las flores en primavera y cocinar cosas ricas.

3/4/2011

Día del Sundae

Fuente
El sundae es un postre helado. Por lo general, consiste en una bola de helado cubierto con salsa o jarabe (a menudo de chocolate, caramelo, fresa o dulce de leche), y en algunos casos, otros ingredientes como frutos secos picados, crema de leche, crema chantilly o cerezas en almíbar.

Este dato vienea que, según Google, hoy se celebra el 119vo aniversario de la aparición documentada de este delicioso postre helado.


Así que un breve homenaje con imágenes, porque siempre es una buena ocasión para vercosas lindas, ¿no?

Fuente (¡y receta para hacerlo!)
Fuente

Fuente
Fuente
¡Feliz Día del Sundae, entonces!

1/3/2011

Tan lindo que da pena comérselo: Cortantes para sandwiches super kawaii

En J-List pueden encontrar estos simpáticos cortantes con formitas para pan. Me encantan, especialmente el que tiene forma de corazón.


Están buenísimos. Pueden conseguirlos a U$12.- c/u en J-List.

26/8/2010

Metapostre: Cupcakes dentro de cucuruchos de helado

Les dejo este video con el que me topé la vez pasada....es muy raro; en un primer momento dije "yummy, pinta buenísimo", pero luego se me hizo incomible =/
¿Qué opinan ustedes?
El tutorial está en inglés, pero no se preocupen si no dominan esta lengua, con las imágenes queda todo más que claro.



De todos modos e independientemente de mi opinión, hay que reconcoer que son muy eye candy, muy lindos ♥

28/7/2010

Maid Café en Hanami



Del 19 al 30 de Julio muchos porteños tuvieron la oportunidad de vivir una experiencia que pocas veces se ha visto en Argentina y que, sin embargo, es moneda corriente en Japón: un Maid Café, celebrado en Hanami y de la mano de MVM Group (conformado por Micaela Higa, Vanesa Higa y Mauricio Higa).
¿Qué es un Maid Café? se preguntará mis queridos lectores. Pues bien, son cafés o restaurants donde las camareras están vestidas como sirvientas, casi siempre guardando estrecha relación con el look loli-maid; ésto es, un look elegante y aniñado, inocente por sobre todas las cosas.
Charlamos con los organizadores del evento y nos contaron ésto:
¿Cómo surgió la idea de armar algo así?

Se nos ocurrió hacer este Maid Café. Teniendo conocimientos de estos cafés muy comunes en Akihabara, Japón surge la idea de hacer algo similar aca en Argentina, aunque sea por unos días.

En Japón este tipo de lugares son populares entre los otakus, ¿es un poco un intento por recrear esos climas?

Nuestro público objetivo, no son solamente otakus. Aparte, hay una gran distinción entre otakus argentinos y japoneses, la diferencia es abismal. Ademas de personas afianzadas con el anime, tratamos de dirigirnos a todo público que desee conocer algo nuevo y tratar de hacerlos sentir comodos en este lugar, como si estuvieran en el living de sus casas. Que se puedan relajar y que pasen un buen momento, solos o con amigos, ya que contamos con karaoke y con una Nintendo Wii, de uso totalmente gratuito, con la condición de que hayan consumido dentro del café y de que se comparte con el resto de los grupos que llegan al lugar.
El póster de entrada que anuncia el Maid Café

 ¿En qué se diferencia de una convención?¿Existe una base de fans local lo suficientemente grande para hacer de esto un evento recurrente, o quizás un lugar fijo?

Sinceramente creo que no tratamos de crear ese mismo clima, porque es muy diferente tratar con argentinos que con japoneses. Es muy diferente la cultura, si bien siempre nos dirigimos respuetuosamente hacia los comensales, el lazo que se crea es muy cálido.
Esto no es una convención ni evento de anime, es un Maid Café, un café tematico donde las mozas estan vestidas de sirvienta y tratan de dar la mejor atención a los comensales. Es así como lo definimos.
La verdad en números desconocemos la cantidad de fans del anime existen, pero sabemos que son muchos.
Por el momento, esto es algo eventual, mas adelante veremos con que seguimos.


¡Y qué más quisíéramos nosotros que tener otro evento de este tipo! Desde acá queremos felicitar a MVM Group por traernos un poquito de cultura japonesa a quienes, como es el caso de quien escribe, disfrutamos -¡y tanto!- de ella.

Todavía no es 30, así que traten de pasarse por el lugar y contarnos qué tal la pasaron. Pueden usar los comentarios para relatar sus experiencias.

Les dejo ahora algunas imágenes del evento:

Vista general del Maid Café



Exhibidor de los deliciosos productos a la venta


Más artículos a la venta


¡La hora del karaoke!




Nuestro "corresponsal" Felipe con una de las maids.




Por mi parte quiero agradecerle de corazón a Felipe por sacar las fotos que ilustran este post y por toda su ayuda en general.

27/7/2010

Plantillas para hacer galletitas

En el increíble blog Cake Journal encontré estas plantillas (templates, bah) que pueden usar si están carentes de ideas. Hay como los que ven en la imagen y varios tipos más.
No dejen de visitar este blog, está lleno de buenas ideas :)
Las plantillas se las bajan de acá (es un pdf, está bueno porque lo pueden imprimir y viene en tamaño real).
Gracias Louise por hacer un blog tan lindo!



En otro orden de las cosas....recuerden que tienen hasta fin de mes para aprovechar la promo de Lime Crime!
Yo ya hice mi pedido, qué esperás? No te cuelgues! Y no te olvides de ingresar el código promocional: DOUBLERAINBOW

26/7/2010

Receta y paso a paso de torta trufa



No sé cocinar casi nada -nada, bah-, pero hace poco me animé a hacer esta torta trufa-¡y es que es muy fácil!- y me quedó bastante linda.
Les recomiendo que la hagan, porque es muy rica, especialmente si les gusta el chocolate. Además no lleva horno. Y repito, es muuuuy fácil (se los dice una persona a la que se le prendieron fuego unos fideos...pero eso es una historia para otro post).
Y para hacer este post un poco más entretenido, lo acompaño con fotos del paso a paso (desde el supermercado, ¿eh?).

Los ingredientes 
Para el bizcochuelo
  • 250 grs de galletitas de chocolate
  • 200 grs de manteca 
 Para el relleno
  •  450 ó 500 grs de chocolate en barra
  • 350 mml de crema de leche
  • 1 cucharadita de gelatina sin sabor
  • 65 grs de glucosa


Eligiendo el chocolate
Ya tengo todo. ¡A cocinar!
El chocolate, las galletas y la crema de leche
La crema de leche y la manteca
Derretimos la manteca
Derretimos el chocolate a baño María (atención, el agua no debe tocar el bowl donde está el chocolate. El vapor se encarga de derretirlo.)
Picamos las galletas
Y le incorporamos la manteca. Mezclamos bien y armamos la base en un molde. Luego de eso, a la heladera.
Acá ya vemos cómo el chocolate se va derritiendo
Batimos la crema de leche a punto medio (lo hizo mi hermana, yo no sirvo para eso y no tengo batidora eléctrica .__.)
En 100cm3 de agua hirviendo ponemos la glucosa y una cucharadita de gelatina sin sabor y se la incorporamos al chocolate
Una vez hecho eso, vertimos la mitad de la crema a punto medio en el chocolate y mezclamos bien
Mezclamos bien, bien, bien, bien.
Una vez hecho eso, le agregamos la otra mitad de la crema y mezclamos nuevamente.
Vertemos la mezcla de chocolate sobre la base de galletitas
Y lo mandamos a la heladera! Unas 5-6 horas aprox.
Y voilà!
Me quedó medio desprolija pero bueno, ya mejoraré n_n
Se ve rica...¡Y LO ES!


Bueno, prueben hacerla y después me cuentan. Y no me digan que no me re esmeré con este post, muchachos!
Artículos similares